Ana Peña, CFGM Gestión Administrativa Roma (Italia)

He tenido la suerte de vivir durante tres meses en Roma, aunque en unas circunstancias muy particulares, puesto que con el Covid-19 la vida nos ha cambiado a todos y no se ha podido vivir la Erasmus de la misma manera, pero, aun así, la he disfrutado mucho.

Respecto a la empresa, muy contenta, me recibieron y me acogieron muy bien. Los primeros días de adaptación a la empresa y también con el idioma. Entre semana tenía menos tiempo, me daba el paseo hasta llegar al piso; Los fines de semana los intentaba aprovechar al máximo para que me diera tiempo a visitar todo, puesto que cada vez había más restricciones por el Covid-19 y cerraron museos, bares a una cierta hora, toque de queda … y todo iba cambiando.

Roma es una ciudad maravillosa. Era la primera vez que la visitaba. Todos me decían que ya me daría cuenta de lo caótica que es, además de bonita. Pero todo tiene su lado bueno, y es que, durante este tiempo, he podido visitar los museos sin colas, he podido utilizar el transporte público sin estar tan lleno que haya que esperar al siguiente metro o autobús, he podido pasear por sus calles tranquilamente y disfrutar de cada rincón, de cada fachada, de cada fuente, de cada vista, de cada detalle …

A pesar de las circunstancias, ha sido una experiencia increíblemente bonita en todos los aspectos y muy recomendable. Te aporta crecimiento en todos los sentidos, conoces un nuevo idioma, gente nueva y también te hace valorar y agradecer más.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno × 1 =