José Antonio Rivas en Cork

Jose Antonio Rivas. Gestión Administrativa. Cork

 

Recuerdo perfectamente la primera vez que oí hablar en clase acerca de lo que es una movilidad Erasmus.

Para mis oídos sonaba como una canción que necesitaba conseguir y escuchar.

Pasé un tiempo con muchas dudas de si sería seleccionado en lo que para mi ha sido una de las primeras metas que me he puesto a mí mismo. Entre nervios y ganas, me vi entre las listas para poder salir fuera del país a realizar mis prácticas.

Me sentí muy feliz y especial, algo que hasta ese entonces no conocía en el ámbito de estudiante.

Al llegar a Cork, me fasciné de lo colorida y bonita que es para el ojo. Un poco pequeña comparada a la ciudad de donde venimos, pero creo que a todos nos ha llenado un poco el corazón al estar aquí. No solo Cork, sino también las demás ciudades que he ido visitando como Limerick, Galway, Cobh y Kinsale.

Pese a las batallas que he librado estando aquí con diversos problemas, creo que es mucho mayor el aprendizaje y disfrute que me llevo. Como, por ejemplo, comenzar a saber lo que es la independencia, convivir con otras personas de otros territorios y países, mejorar mi inglés, haber podido viajar a lo grande, etc.

Se echa mucho de menos a las personas que te rodean en tu ciudad, pero ahora que estoy a nada de volver las voy a ver con unas ganas inmensas.

Es una experiencia que te llena de aprendizaje y cosas preciosas, aunque el viento sople en tu contra. Se lo recomendaría a muchísimas personas que se quedaron en el limbo de no saber si aceptar este reto.

Muchísimas gracias por hacer todo esto posible.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *