Nuevo programa ERASMUS+ 2021-2027 en Centros Sopeña

Hace años, cuando aún se denominaban “Leornardo da Vinci”, los centros Sopeña de Sevilla iniciamos nuestra andadura en proyectos de movilidad. Un gran reto impreso en los planes estratégicos de nuestras escuelas (se usaba papel) y que afrontamos con ilusión, trabajo y mucha incertidumbre. En estos primeros momentos, cursos 2013-15, la posibilidad de  enviar a nuestro alumnado a realizar su formación práctica fuera de nuestras fronteras o de ofertar una experiencia formativa a nuestros docentes nos parecían objetivos muy ambiciosos, motivadores, ilusionantes  al mismo tiempo que difíciles y complejos de alcanzar. La pregunta “¿esto por dónde se empieza, cómo se hace?” rondaba nuestras cabezas.

Poco a poco, haciendo camino, con el apoyo de la Dirección y trabajando en equipo, fueron llegando los primeros logros. El número de solicitudes se multiplicaba exponencialmente cada curso. Todo el quehacer se fue sistematizando e integrando en la dinámica de nuestros centros hasta constituirse en proceso clave (C3).

La implicación cada vez mayor de los Departamentos y la ampliación de socios colaboradores mejoró la oferta y la calidad de los destinos. Los errores y las incidencias, de todo tipo y siempre acompañadas de preocupación, nos ayudaron mejorar  la selección  y preparación previa de los participantes, la gestión de las movilidades y la comunicación con los socios.

 

   

   

    

Iniciamos ahora una nueva etapa para el período 2021-2027:

El certificado  ERASMUS CHARTER FOR HIGHER EDUCATION  y la Acreditación Erasmus en Formación Profesional KA120 suponen una apuesta para los próximos siete años con el compromiso de afrontar la promoción de la movilidad del alumnado y del personal, así como la cooperación, la calidad, la inclusión y la equidad, la excelencia, la creatividad y la innovación.

Una etapa nueva de crecimiento en la que ampliamos el rango de posibles beneficiarios, estudiantes de todos nuestros niveles educativos y tipo de formación, presencial y distancia, docentes, formadores, expertos y también personal no docente, y también el alcance de nuestros proyectos mediante  asociaciones a pequeña escala para la formación profesional. En general, un paso más en nuestro camino  hacia la inclusión y la diversidad, la transformación digital y la sostenibilidad.  Nuevos enfoques acordes a nuestro tiempo.

Nos queda mucha tarea por hacer  pero el convencimiento de que los proyectos venideros son verdaderas oportunidades para la superación profesional y personal de nuestro alumnado y docentes nos impulsa a seguir adelante.

“No puedo vivir sin proyectos” Dolores R. Sopeña.


 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 + 4 =